Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

El próximo 27 de junio, los Premios Quirino de Animación Iberoamericana anunciarán las obras ganadoras de su tercera edición en su ya tradicional gala de premiación. Esta ceremonia, que se celebrará virtualmente, pondrá broche final al denominado mes Quirino, la reconvertida versión del evento que inevitablemente ha tenido que modificar su formato y fechas de 2020 debido a la crisis del virus COVID-19. La gala de entrega de premios se podrá ver en vivo a través del Facebook Live de los Premios Quirino.

Como en 2019, la producción de animación latinoamericana tendrá cierto protagonismo en la gala, con once obras finalistas repartidas en las nueve categorías. Sin embargo, la gran revelación de este año es la animación portuguesa, que opta a diez candidaturas con un total de cinco producciones.  Filmes de Argentina (6), Brasil (4), Bolivia (1), Colombia (2) y México (1) representarán a la región en una edición en la que es remarcable la diversidad de estilos, técnicas y perfiles, mostrando una vez más la pluralidad de la animación latinoamericana. Entre las seleccionadas destaca la presencia de obras autorales y con cierta tendencia a la experimentación, como “El Patalarga”, “Relatos de reconciliación”, “El Pájarocubo”, “Gravedad”, “Só Sei Que Foi Assim”, “Tenemos voz”, “In Your Hand” o el corto colaborativo “Mate?”, en el que participan artistas de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile y Paraguay. 

En la categoría de largometraje, la región participa con dos producciones mayoritarias y una minoritaria. Desde Colombia dice presente “Relatos de reconciliación”, un filme documental dirigido y producido por Carlos Santa y Rubén Monroy que reinterpreta con técnicas mixtas testimonios de víctimas de diversas violencias en Colombia. “El Patalarga” es la ópera prima de Mercedes Moreira, una producción de la argentina Eucalyptus Animación orientada a público juvenil. Realizada con técnicas de fotocollage y cut out y escrita por Edgar Roggenbau, la película está protagonizada por un grupo de amigos que vivirán todo tipo de aventuras para liberar al Patalarga, una leyenda popular que descubren que sí existe y está dominada por el intendente. 

También con participación argentina integra la lista de finalistas “La gallina Turuleca”, una comedia infantil dirigido por Víctor Monigote y Eduardo Gondell que da vida animada a la famosa gallina. Producida por las españolas Tandem Films, Producions a Fonsagrada, Gloriamundi Producciones, Brown Films en coproducción con las argentinas Pampafilms, Argentina Sonofilm, Mediabyte, In Post We Trust y Malditomaus. El cuarto filme finalista en la categoría de largometraje es el español “Klaus”, dirigida por Sergio Pablos y producido por The SPA Studios y Atresmedia Cine. 

En la categoría de series, dos de las cuatro finalistas son producidas en la región. Desde Brasil llegaTainá e os Guardiões da Amazônia” dirigida por André Forni con producción del estudio de Porto Alegre Hype y el carioca Sincrocine que se puede ver en Netflix, Nick Jr y Band TV. La serie está realizada en 3D y está basada en  la exitosa trilogía de largometrajes infanto-juveniles protagonizados por Tainá: “Tainá – Uma Aventura na Amazônia” (2000), “Tainá 2 – A Aventura Continua” (2004) y “Tainá – A Origem” (2013). A lo largo de los 26 episodios de la temporada, Tainá y sus amigos protege la fauna y flora de la Floresta Amazónica. 

Por su parte, “Pollos espaciales del espacio” es una producción de la mexicana Ánima en coproducción con Cake Entertainment y Disney (Reino Unido, Irlanda y Australia). Partiendo de una idea original de José C. García de Letona y Rita Street y con la dirección de Tommy y Markus Vad Flaaten, se trata de una comedia orientada a público de entre 6 y 12 años protagonizada por tres pollos hermanos abducidos por error que sobreviven en la galaxia.  La sección se completa con la serie portuguesa- francesa “Crias – Crocodilos” dirigida por Mélia Gibson y Camile Authouart (Videolotion, Praça Filmes, JPL Films) y la española “Momonsters” de Javier y Alberto Martínez (Big Bang Box, KD Toons & Games, 3Doubles Producciones, Vitotito Animation, TVE, Antaviana Films). 

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “El Patalarga” de Mercedes Moreira.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Relatos de reconciliación” de Carlos Santa y Rubén Monroy.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “La gallina Turuleca” de Víctor Monigote y Eduardo Gondell.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Pollos espaciales del espacio” de Tommy y Markus Vad Flaaten.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    Tainá e os Guardiões da Amazônia” de André Forni.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “El Pájarocubo” de Jorge Alberto Vega.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Gravedad” de Matisse González.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Só Sei que Foi Assim” de Giovanna Muzel Da Paixao.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Mate?” de Dalmiro Buigues y Martin Dasnoy.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Tenemos voz” de Juan Manuel Costa.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “In Your Hand” de Ralph Karam.

  • Plural y en plural: la animación latinoamericana en los Premios Quirino

    “Shadow Brawlers” producida por Guazú.

En la categoría de cortometrajes, el colombiano “El Pájarocubo”, de Jorge Alberto Vega, es la única producción latinoamericana finalista en la sección Mejor Cortometraje de Animación. Adaptación en stop-motion del cuento homónimo del español Marcos Mas, quien también firma el guion del corto, “El Pájarocubo” cuenta la historia de un pájaro encerrado en una jaula que sueña con ser libre. Se trata de una coproducción de las colombianas La Valiente Estudio y Cintadhesiva y la producción asociada de Animaedro; que contó además con la colaboración del uruguayo afincado en Brasil Joseph Specker Nys, director del corto “Almofada de Penas”, quien estuvo a cargo de la construcción de estructuras de los puppets. Las otras dos obras finalistas en la categoría son producciones de la emergente animación portuguesa: “Tio Tomás e a Contabilidade dos Días” de Regina Pessoa (Portugal/ Canadá/ Francia) y “Purpleboy” del brasileño afincado en Francia Alexandre Sequeira (Portugal/Bélgica/ Francia).  Por su parte, dos de las tres obras finalistas en la categoría cortometraje de escuela son dirigidas por jóvenes directoras latinoamericanas. Sin embargo, solo una está producida también en la región, una tendencia que se repite cada edición y da pistas para reflexionar en torno a los espacios formativos. “Só Sei que Foi Assim de Giovanna Muzel Da Paixao es una realización del brasileño Centro de Artes UFPEL (Brasil); mientras que “Gravedad” es una obra de la boliviana Matisse González realizado en la escuela alemana Filmakademie Baden-Württemberg. El tercer corto que integra la sección, “Néstor”, está dirigido por el portugués João Gonzalez en la escuela británica Royal College of Art y es una de las obras estrella de esta edición, con nominaciones también en todas las categorías técnicas (diseño de animación, desarrollo visual y diseño de sonido y música original). Se trata de una categoría que estuvo disponible para el público entre el 1 y el 14 de junio a través de las plataformas Retina Latina y Filmin. La categoría obra de encargo es la única en la que las tres piezas finalistas son producciones latinoamericanas, como ya sucedió en 2018. La animación argentina es la principal protagonista, con representación en las tres obras: “In Your Hand” de Ralph Karam es una producción de Le Cube; “Tenemos voz” con dirección y producción de Juan Manuel Costa; mientras que “Mate?”, dirigido por Dalmiro Buigues y Martin Dasnoy y producido por Cecilia Martín, es una producción de Argentina en coproducción con Bolivia, Brasil, Chile y Paraguay. En la flamante categoría de animación para videojuego, la única representante latinoamericana es la argentina “Shadow Brawlers”, producida por Guazú. Por su parte, en las categorías técnicas, la obra brasileña “Drawing Life” (Openthedoor Studios) es la única finalista latinoamericana, optando al Premio Quirino a Mejor Diseño de Sonido y Música Original, una categoría en la que compite con el largometraje español “Klaus” y el corto portugués “Néstor”.  La animación portuguesa, gran revelación de esta edición, es la principal protagonista en estas secciones. Tres obras de producción lusa se disputan el premio a mejor desarrollo visual, que se quedará en Portugal: “O peculiar crime do estranho Sr. Jacinto”, “Néstor” y “Tio Tomás a contabilidade dos dias”; mientras que éstas dos últimas se disputarán el reconocimiento al mejor diseño de animación con “Klaus”.