• BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Juan Sebastian Torales y Pilar Peredo (“Almamula”).

  • BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Manuela Martelli y Alejandra García (“El deshielo”).

  • BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Alejandra Bize y Diego Céspedes (“La misteriosa mirada del flamenco”).

  • BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Miguel Ángel Moulet, Katitza Kisic y Hernán Pérez Menéndez (“El día del pez”).

  • BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Álvaro Aponte Centeno y Fernando Santos Díaz (“Sarah”).

  • BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

    Carlos Lechuga y Claudia Calviño (“Vicenta B”).

BrLab confirma su vocación latinoamericana presentando nuevos proyectos de la región

Desde su lanzamiento en 2011, BrLab se ha caracterizado por apostar por la integración del cine de la región, siendo el único laboratorio de desarrollo de proyectos cinematográficos de Brasil abierto a proyectos de América Latina y la península Ibérica. 

Esa fórmula original que ha caracterizado al laboratorio paulista, junto a su personal línea curatorial, estuvo presente en su novena edición (São Paulo, 3 al 9 de octubre) en la que fueron seleccionados seis proyectos brasileños y otros seis del resto de América Latina y la península Ibérica. “Desde nuestra primera edición nos hemos propuesto que la mitad de la selección corresponda a proyectos provenientes de fuera de Brasil. Nos vemos como un país desconectado de sus vecinos por el idioma, por eso queremos pensar que el BrLab sirve para construir puentes entre los distintos cines y realidades latinoamericanas”, explica Rafael Sampaio, director del laboratorio, sobre los objetivos que persiguen. Y añade: “Estos puentes comenzaron a concretarse a lo largo de los últimos años gracias a las innumerables políticas públicas que estimularon la coproducción de Brasil con América Latina: en especial la línea del Fundo Setorial Audiovisual para participación minoritaria brasileña, creada en 2014, y las convocatorias bilaterales de Brasil con Argentina, Uruguay, Chile y México”.

“Las herederas” de Marcelo Martinessi, “Temporada de caza” de Natalia Garagiola y “O lobo atrás da porta” de Fernando Coimbra son algunos de las películas reconocidas internacionalmente que han pasado anteriormente por el laboratorio. En su novena edición, la selección estuvo integrada por proyectos de Argentina, Chile, Cuba, Perú, Puerto Rico y República Dominicana, además de los brasileños provenientes de los estados de São Paulo, Belo Horizonte, Recife y Maceió. Historias protagonizadas por adolescentes y ambientadas fuera de entorno urbano unen a estos seis proyectos donde abundan las óperas primas o segundas obras que tienen por detrás a productoras jóvenes, pero con experiencia a nivel internacional.

En la selección se encuentra “Almamula”, primer proyecto de ficción de Juan Sebastian Torales, director y montajista argentino afincado en Paris. La francesa Tu Vas Voir está detrás de esta película que tiene como productora a Pilar Peredo (“Ixcanul” y “Temblores”, ambas de Jayro Bustamante, “Era o hotel Cambridge” de Eliane Caffé). El filme está ambientado en un ámbito rural, creyente y supersticioso donde Nino -un niño homosexual de 12 años- descubre la leyenda del Almamula, “una criatura que vive en el monte y se lleva a quienes cometen un acto sexual impuro”.

El cine chileno estuvo presente con dos proyectos: “El deshielo” y “La misteriosa mirada del flamenco”. Próxima a estrenar su ópera prima (“1976”), Manuela Martelli regresa a la dirección con “El deshielo”. En su segundo filme la directora chilena -reconocida también por su trabajo como actriz en “Machuca” de Andrés Wood y “El futuro” de Alicia Scherson- nos trae una historia de amor platónico ambientada en un centro de esquí. Wood Producciones firma este proyecto producido por Alejandra García.

El segundo proyecto chileno es “La misteriosa mirada del flamenco”, ópera prima de Diego Céspedes, joven director chileno que en 2017 fue reconocido en Cannes por su corto “El verano del león eléctrico”. Escrito en la residencia del Festival de Cine de Cannes – Cinéfondation, el proyecto cuenta el respaldo de Rampante Films, productora reconocida internacionalmente por su participación en películas como “Blanco en blanco” de Theo Court, “Lina de Lima” de María Paz González y “El hombre del futuro” de Felipe Ríos, entre las más recientes. El filme tiene como protagonista a Lidia, una niña de 11 años que vive junto a sus dos hermanos homosexuales en un aislado pueblo minero en el desierto chileno. “El lugar está siendo afectado por una desconocida enfermedad que ya ha matado a varios hombres y, según dicen, se transmite cuando un hombre se enamora de otro a través de la mirada”, explica su autor en la sinopsis. Giancarlo Nasi y Alejandra Bize, son respectivamente el productor y la productora ejecutiva del proyecto.

"Vemos a Brasil como un país desconectado de sus vecinos por el idioma, por eso queremos pensar que el BrLab sirve para construir puentes entre los distintos cines y realidades latinoamericanas."

La coproducción entre Perú y República Dominicana “El día del pez” es el segundo largometraje de Miguel Ángel Moulet, director que estrenó su ópera prima (“Todos somos marineros”, película que pasó por el BrLab en 2014 en su etapa de proyecto) en la última edición del Festival de Rotterdam. “Fernando trabaja en las fábricas del interior de Japón y algunos fines de semana visita a la bailarina de un club nocturno. Pero cuando se descubre el negocio ilegal que lleva con otro inmigrante, es deportado abruptamente a Perú y ahí también, en su país de origen, se siente como un extranjero. ‘El día del pez’, una particular celebración que se lleva a cabo en ambos países hará consciente a Fernando del lugar que ocupa en el mundo”, explica el director en las notas de dirección de este filme producido por Hernán Pérez Menéndez para El Navegante Films.

Por primera vez BrLab incluye a un proyecto de Puerto Rico en su selección. Se trata de “Sarah”, segunda película de Álvaro Aponte Centeno, director que en 2017 debutó con “El silencio del viento”. Con este proyecto de largometraje, Aponte Centeno fue seleccionado para hacer la residencia Cinéfondation del Festival de Cannes y en el Filmmaker Academy de Locarno. El filme se centra en Sarah, una adolescente que estudia piano siguiendo los pasos de su papá, un reconocido pianista clásico. La vida de la protagonista sufrirá un cambio abrupto cuando su mamá, Julie, comienza a sufrir problemas de salud mental. El dominicano Fernando Santos Díaz (“Cocote”) está al frente de esta producción de la portorriqueña Moriviví.

Desde Cuba, Producciones de la 5ta Avenida presentó “Vicenta B”, el nuevo trabajo de Carlos Lechuga (“Melaza” y “Santa y Andrés”), uno de los directores más internacionales del cine cubano actual. El filme tiene como protagonista a Vicenta, una espiritista que pierde su don tras entrar en una crisis de fe. La productora Claudia Calviño -responsable de títulos de referencia del cine independiente cubano como “Juan of the dead” de Alejandro Brugués o las mencionadas obras de Lechuga- está detrás de este proyecto que cuenta con coproducción colombiana. Gracias a los premios recibidos en el BrLab, el proyecto continuará su recorrido en la Pop Up Residency y recibirá el apoyo de Vitrine Filmes para su desarrollo.