• España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Los Zurf”, dirigida por Alex Cervantes

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Yo, Elvis Riboldi”, codirigida por Javier Galán y Raphaël Lamarque.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Homeless Home” de Alberto Vázquez.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Roberto” de Carmen Córdoba.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “GYLT” de Tequila Works.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Wayback” de Carlos Salgado.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    “Umbrellas” de José Prats y Álvaro Robles.

  • España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

    "Loop" de Pablo Polledri.

España y América Latina en la animación: cómo hacer más pequeño el océano Atlántico

Después de tres ediciones, los Premios Quirino han conseguido consolidar internacionalmente una imagen fuerte y ambiciosa del cine de animación hecho en Iberoamérica, algo que hasta ahora sólo parecía reservado a la animación anglosajona. La identidad y la marca han sido y son aspiraciones medulares, pero la apuesta es también de futuro y esto significa una cosa: industria, de ahí que el Foro de Coproducción y Negocio de los Quirino tenga encomendado el tendido de puentes sólidos y sostenibles entre los dos continentes. ¿Cuál sería entonces el papel estructurador de España en este viaje hacia una consolidación del cine animación hecho en Iberoamérica? ¿Cómo podría lograrse una colaboración más fluida entre los distintos territorios? Estas son algunas de las reflexiones que alientan el presente artículo.

Los productores destacan tres grandes obstáculos para las coproducciones igualitarias en la animación: el desequilibrio y la inestabilidad de las divisas, la desigual capacidad económica de los territorios y las compañías productoras, y la dificultad de coordinar timings a la hora de concurrir a convocatorias o sincronizar calendarios de producción entre una productora de América Latina y otra española.

En cuanto al encaje entre las distintas administraciones, Beatriz Navas, Directora General del ICAA y Presidenta de Ibermedia, afirma en entrevista a LatAm cinema que los foros del Programa Ibermedia y de la CAACI son dos de los dispositivos clave para favorecer la colaboración y que es preciso tomar conciencia de las características específicas de la producción de animación y de sus diferentes timings respecto a la ficción.

“En la medida de sus posibilidades, España debe ser capaz de activar acciones que empiecen a dar respuesta a las necesidades que emergen, de hacer converger a todos los interlocutores posibles, de dinamizar las colaboraciones y de invertir en nuevas iniciativas. Ser de alguna manera un agente alentador y estimulante”, explica Navas.

En esta línea, Ibermedia planteó la necesidad de adoptar nuevas medidas de apoyo a la creación digital. La iniciativa fue analizada en el Foro online de los Quirino y Navas señaló que el día 27 “se presentará el informe sobre lo debatido en esas mesas que, sin duda, apuntaba a la necesidad de sistematizar el conocimiento del sector, cuyo campo de acción y cadena de valor rebasa las fronteras tradicionales, y a ser innovador también en la manera de dar apoyo. A partir de ese informe, empezaremos a trabajar en un plan de acción y en la redacción de una posible convocatoria que el comité intergubernamental deberá aprobar para ponernos en marcha”.

Puntos de conexión 

La compañía española de ventas internacionales dirigida por Antonio Saura, Latido Films, es una de las agencias que más activamente trabaja con la cinematografía iberoamericana y, ahora también, con producciones de animación. Su line-up incluye “Nahuel y el libro mágico”, largometraje nominado en los Quirino, dirigido por Germán Acuña y producido por las chilenas Carburadores y Punkrobot en coproducción con la brasileña Levante Films, y también “Len y el canto de la ballena” de Joan Manuel Millán y Manuel Victoria (Colombia), que está finalizando su producción.

“La animación, en particular la infantil, está mucho menos condicionada que otros géneros por el país de producción. A un niño le importa poco en general que la historia que está viendo provenga de un país o de otro. Por tanto no existe limitación por parte del mercado sobre los productos iberoamericanos”, precisa Juan Torres, jefe de ventas internacionales de Latido, señalando la identidad propia de las producciones iberoamericanas, que se hacen reconocibles a menudo por “una profusión de paisajes y elementos tradicionales que suelen ser base para obras maravillosas, apreciadas en el mercado internacional”, como es el caso de ‘Nahuel…’ y ‘Len…’, ambos con trasfondos culturales y naturales únicos. “Con esta base y unas historias que saben llegar al gran público, creemos que la exportación de ambas, a pesar del momento difícil y la competencia feroz de los productos norteamericanos, será satisfactoria”, nos dice.

“Loop” y “Los Zurf” son dos casos más en los Quirino de colaboración España-América Latina

Producido por las valencianas Hampa Studio (coproductores de “Black is Beltza”, de Fermín Muguruza), Gallego Bros y la cadena pública valenciana À Punt, junto al peruano Maneki Studio, “Los Zurf” es otro ejemplo de alianza transatlántica. Se trata de una serie creada por los hermanos Gallego y dirigida por Álex Cervantes que alía el costumbrismo y la ciencia ficción narrando las peripecias de una familia de la mítica Atlántida que aterriza en la costa mediterránea. Cervantes cuenta que conocieron a Maneki por un reel que les enviaron y su alta calidad les persuadió sin duda alguna. Entraron como service en el proyecto y Hampa está enteramente satisfecho con la rapidez y el nivel del estudio peruano. El director destaca el alto nivel que los estudios de animación latinoamericanos han adquirido en la última década y agrega que la complicidad idiomática lo hace todo más fácil. La única desventaja reseñable fue la diferencia horaria, dice. La demanda de producción en España y Europa está creciendo a un ritmo mucho mas rápido que el número de especialistas que se dedican a la animación, explica Cervantes, y América Latina ofrece una cantera de excelentes compañeros de viaje. “Creo que debería haber marcos de colaboración y acuerdos de coproducción con más países de Latinoamérica; me parece increíble que aún haya países latinoamericanos que no tienen acuerdos con España y para poder coproducir con ellos tienes que hacer extrañas maniobras a través de Canadá, por ejemplo”, remata.

Dirigido por el argentino Pablo Polledri y producido por Iván Miñambres desde la vasca Uniko (“Birdboy”), la productora habitual de Alberto Vázquez, el cortometraje “Loop” ofrece una reflexión divertida y ácida sobre los comportamientos clonados y en bucle del ser humano en nuestro mundo contemporáneo. “Polledri es uno de los talentos más grandes con los que me he topado en mi carrera”, explica Miñambres, y añade sobre la colaboración Argentina y España: “El contacto con las administraciones ha sido bastante complejo. En nuestro día a día requerimos flexibilidad, agilidad y rapidez para avanzar con los proyectos, y esto no se daba en muchas ocasiones. Esta complejidad se ha compensado puesto que la producción ha fluido perfectamente en términos artísticos. Pero hemos conseguido contar con un equipo principalmente vasco dirigido por Pablo desde Argentina”.

"España debe ser capaz de activar acciones que empiecen a dar respuesta a las necesidades que emergen, de hacer converger a todos los interlocutores posibles, de dinamizar las colaboraciones y de invertir en nuevas iniciativas. Ser de alguna manera un agente alentador y estimulante."

Otras producciones españolas

“Roberto” es el séptimo cortometraje de su directora y también productora Carmen Córdoba, indiscutible talento en alza de la animación española. Con un enfoque muy emocional y visual (no hay diálogos), aborda la distorsión que tenemos de nuestra propia imagen y los trastornos que pueden derivarse de ella a través de la relación entre una joven que sufre anorexia y su vecino.

“Homeless Home” (premio del jurado en Annecy el pasado año) plantea una historia social en clave de parábola fantástica cuyos outsiders son brujas, orcos y hechiceros. La exquisita concepción artística (respaldada por el animador Khris Cembe) avala a su director, Alberto Vázquez, como uno de los animadores españoles con más proyección de los últimos años. La producción es de Uniko y la francesa Autour de Minuit (“Logorama”, ganador del Óscar al mejor corto en 2010).

El cortometraje español “Wayback” es la producción española con más nominaciones: Desarrollo visual, Diseño de animación, y Diseño de sonido y música original. El film recrea el viaje de iniciación y aventura de un explorador espacial de regreso a casa tras recoger una flor en un remoto planeta. Está producido por User T38, compañía de producción, posproducción, diseño gráfico, VFX y animación fundada en Madrid hace 20 años. “Wayback” es el primer cortometraje del madrileño Carlos Salgado, quien cuenta con una gran experiencia como ilustrador cinematográfico y concept artist en cine y publicidad.

Dos coproducciones hispano-francesas (la serie “Yo, Elvis Riboldi” –Peekaboo Animation, Watch Next Media, Wuji House, Insomne Animation Studio, y TVC–, de Javier Galán y Raphaël Lamarque, y el cortometraje “Umbrellas” –Bígaro Films, Moukda Production­­– de José Prats y Álvaro Robles), y el videojuego “GYLT” (Tequila Works) completan el slate español en los Quirino.

“Los Quirino ya han dejado de ser un evento para convertirse en una plataforma activa durante todo el año, tejiendo redes, promocionando talentos y sobre todo analizando desafíos y ofreciendo información vital para el sector”, afirma José Luis Farias, director de los premios, quien destaca la importancia del Libro Blanco y la nueva línea de ayudas de Ibermedia relacionada con los nuevos formatos y las nuevas tecnologías como elementos clave para el sector. Farias concluye: “Ahora tenemos puesta la mirada en fortalecer la figura del productor ejecutivo de animación iberoamericano con una iniciativa muy avanzada que presentaremos en los próximos meses. En muy poco tiempo y gracias a una comunidad muy implicada que nos apoya cada vez más, nos hemos convertido en el punto de encuentro entre la animación iberoamericana y las instituciones que toman decisiones”.

El productor español y presidente de Diboos, Nicolás Matji (“Las aventuras de Tadeo Jones”) lamenta que TVE haya desperdiciado la oportunidad de convertirse  en una locomotora para la animación española, teniendo en cuenta los presupuestos irrisorios a tal efecto de la cadena pública. Respecto a la posibilidad de sincronizar las diferentes convocatorias de los países iberoamericanos, reconoce que sería muy útil, pero “me parece un poco utópico que lo consigamos, porque a fin de cuentas, esto es como una escalera…”, dice. La diferencia horaria, “a veces puede convertirse en una pesadilla para coordinar tantas reuniones a tantas bandas”, se ríe. Matji confía en que las series de animación vuelvan a ser incorporadas a las ayudas a la producción del ICAA (lo estuvieron de forma efímera hace unos años), destacando que las comunidades autónomas sí suelen integrarlas. Matji aprovecha, además, para elevar desde Diboos “una petición al gobierno: que parte de los fondos de resiliencia que vendrán de la Unión Europea a paliar los efectos del COVID sean destinados a TVE y a las televisiones autonómicas y dar así un impulso importante a la animación, para que esto hiciera de motor, al mismo tiempo en alianza con el ICAA”, y agrega:  “Tiene sentido porque parte de estos fondos son para la digitalización y esto ‘nos va al pelo'”.

Es patente entre los productores que hay una voluntad firme de mayor acercamiento industrial y artístico entre España y América Latina. También es notorio el consenso en señalar las ventajas y los subsanables inconvenientes en las alianzas industriales de uno a otro lado del océano, como también hay coincidencia en advertir a las instancias oficiales de los escollos, y en la demanda de medidas concretas. Por su parte, la Dirección General de Cinematografía sigue mostrando una sostenida sensibilidad hacia el sector tras las medidas adoptadas el pasado año en favor de la animación. Las ventajosa fiscalidad en las islas Canarias, así como la proliferación de nuevos y numerosos estudios en las islas y el apoyo a los Quirino por parte del gobierno canario son un ejemplo concreto en este sentido. Y también lo es es la voluntad anunciada en Cataluña de impulsar un hub del audiovisual y el videojuego en la comunidad que se convierta en referente en el sur de Europa en la integración de nuevas tecnologías. Y hay más.

En suma, consenso y voluntad parecen invitar a una visión optimista sobre la relación entre España y América Latina, y los Quirino constituyen un eficaz catalizador en este sentido. Seguro que el camino es largo, pero los frutos de los últimos años ya están a la vista.