FECIPA y Cinelebu: la coyuntura sigue permeando los festivales de cine en Chile

Festivales - Chile

Tras casi cuatro meses después del estallido social en Chile, el sector audiovisual y, particularmente los festivales de cine, se mantienen acompañando el momento histórico de protestas para la transformación del orden social y aprobación de una nueva constitución. 

Del 10 al 16 de febrero se lleva adelante en Aysén la novena edición del Festival de Cine de la Patagonia, una versión que inicialmente se preveía para diciembre de 2019, pero que se pospuso tras estallar las movilizaciones.  

“Efectivamente esta versión del festival se relaciona directamente con estos acontecimientos e incluye una programación dedicada a aportar a esta reflexión”, explica a LatAm cinema Marcelo Becerra, director del festival, que este año se estructura bajo el lema “Imágenes en resistencia”. Siete títulos realizados en el territorio patagónico chileno y argentino participan en la competencia de largometraje: “En primera persona” de Rodrigo Labarca; “El hombre del futuro” de Felipe Ríos; “Aimé” de Aymará Rovera;, “Los sueños del castillo” de René Ballesteros, “Lleno de ruido y dolor” de Ignacio Aguirre y “Chubut, tierra y libertad” de Carlos Echeverría.

Por su parte, seis filmes integran la Retrospectiva de Cine Chileno, cuatro de los cuales participan también en la sección especial Chile en Rebeldía: Derechos Humanos, Cine Social y Feminismo, acompañando la coyuntura sociopolítica del país: “Visión nocturna” de Carolina Moscoso, “Hoy y no mañana” de Josefina Morandé, “Cabros de mierda” de Gonzalo Justiniano y “El edificio de los chilenos” de Macarena Aguiló. Completan la selección “Crónica de un comité” y “Harley Queen” de Carolina Adriazola y José Luis Sepúlveda. Todos los filmes serán presentados por sus realizadores. 

El programa del certamen se completa con una muestra de cortos para público infantil y juvenil, propuesta por el Festival Ojo de Pescado; competencia de cortometrajes y la muestra mirada Sur; además de diversos foros para discutir en torno al cine y el feminismo, los movimientos sociales y los derechos humanos. 

Durante los mismos días, las localidades de Concepción, Lebu y Cañete acogen la vigésima edición del Festival de Cine Lebu, certamen impulsor del cortometraje que este año también incorpora una muestra de cine social. 

La Competencia Internacional de Cortometrajes de Ficción incluye una decena de producciones regionales: “Fusilao” de María Laura Reina (Venezuela) – un aproducción dirigida por una mujer; “Curandera” de Mauricio Rivera (Perú), “El puente de los niños traviesos” de Fabián León López (México), “Mi padre muerto: una comedia” de Roberto Porta(Argentina); “¿Te puedo llamar?” de Leopoldo Muñoz(Chile); “El corazón es la cuarta pared” de Andrés Restrepo (Colombia); “Aislamiento” de Patricio Blanche (Chile); “Área chica infierno grande” de Mariano Biasin y Federico Marcello (Argentina); “Luto” de Edu Camargo (Brasil) y “Tez morena” de Iñaki Velásquez (Chile). 

La programación se complementa con secciones competitivas de cortos documentales y de animación, así como una muestra de largometrajes que incluye los estrenos nacionales de “La casa” o “Gritos del Bosque”. También integran la programación filmes reconocidos internacionalmente, como “Araña” de Andrés Wood o “Las dos Fridas” de Isthar Yashin. 

En la sección profesional, varias clases magistrales dictadas por profesionales chilenos e internacionales se intercalan con las dos actividades para proyectos: Work in Progress, en el que participan una veintena de trabajos; y CineLebu Lab, laboratorio de desarrollo que  seleccionó 35 proyectos, dos argentinos y el resto chilenos.