Festival de Gotemburgo lanza nuevo fondo con énfasis en libertad de expresión

Convocatorias, Desarrollo - Europa

Göteborg Film Fund 2021 es una nueva iniciativa de financiación destinada a fortalecer la industria del cine y contribuir a un panorama cultural más diverso, con mayor libertad artística y libertad de expresión. Abierto a proyectos de Brasil, entre otras regiones o países, el fondo tiene un año de duración, aunque el objetivo de la organización es hacerlo permanente. Además del país sudamericano, el fondo está abierto en esta edición a obras de Kurdistán (cineastas kurdos en Irán, Irak, Siria y Turquía), Sudán y Ucrania.

“La actual pandemia ha afectado seriamente el acceso a los canales de distribución y la financiación de proyectos cinematográficos, una situación que podría socavar la democracia, sobre todo en regiones con sistemas económicos o políticos inestables”, explica la organización.

En lo que respecta a la inclusión de Brasil entre los países destinatarios de la ayuda, Camilla Larsson, directora del Göteborg Film Fund, le comentó a LatAm cinema: “El Festival de Gotemburgo le había dedicado un foco al cine brasileño hace un par de años; fue una experiencia muy exitosa y quisimos retomarla”. También dijo que si bien “el cine brasileño es uno de los más interesantes del mundo en este momento, tiene una cara oscura”, y explicó: “antes de elegir los países o regiones, realizamos un informe basado en investigación y entrevistas con personas claves en los distintos países y regiones, y vimos que la comunidad cinematográfica brasileña estaba bajo mucha presión, sin financiación y con dificultades para trabajar”.

Creado por el Festival de Gotemburgo con el apoyo del Ministerio de Relaciones Exteriores de Suecia, el fondo entregará unos 400 mil euros repartidos en dos líneas de apoyo: proyectos en desarrollo o en posproducción; e iniciativas innovadoras para la distribución. 

Abierta hasta el 10 de junio, la línea de apoyo a proyectos está destinada a películas o series, ya sean de ficción, documentales o animación, con una duración mínima de 60 minutos, que podrán ser presentadas por directores, guionistas o productores mayoritarios con nacionalidad de algunos de los países elegibles. Tiene una contribución máxima de 10 mil euros para proyectos en desarrollo y de 35 mil euros para proyectos en posproducción, tal como se especifica en el reglamento.

La línea de apoyo a la distribución, cuya convocatoria estará abierta entre el 10 de julio y el 10 de agosto, tendrá una contribución máxima de 20 mil euros por proyecto. Los destinatarios de esta ayuda son, por ejemplo, festivales de cine, plataformas y compañías de distribución o de producción de algunos de los países/regiones elegibles. 

La organización confía en que esta iniciativa sea sólo un primer paso hacia la creación de un fondo más permanente y afirma que a lo largo de 2021 buscará opciones de financiación y cooperación para hacerlo posible. Sin embargo, aclara que un potencial fondo permanente no va a funcionar exactamente igual que esta primera edición en lo que se refiere a países, pautas y regulación.

Larsson hizo hincapié en que “en el correr de 2021 van a tratar de encontrar una fuente de financiación para crear un fondo más permanente” y recordó que “ya tenían algo de experiencia en este sentido, ya que, entre 1998 y 2011, el festival gestionó un fondo financiado por la Agencia sueca de cooperación internacional para el desarrollo”.

La gestora sueca dijo además que “este piloto es una chance para buscar otras maneras de trabajar, por ejemplo, el apoyo a las iniciativas innovadoras para la distribución” y señaló que si además eran capaces de analizar esa experiencia, eso iba a ser de gran ayuda a la hora de buscar financiación (para un posible fondo permanente). “La manera en que va a trabajar ese fondo en términos de elegibilidad, pautas, y regulación depende, por supuesto, de las fuentes de financiación, pero también de los resultados de este piloto”, remató.

Nota de redacción: Noticia actualizada el 24/05/21