Karen Witt, coordinadora general de COMEFILM

Contando con una industria sólida y experimentada, México es el país latinoamericano con el mayor número de comisiones fílmicas profesionalizadas. La Comisión Mexicana de Filmaciones (COMEFILM) es el principal impulsor de las filmaciones en territorio mexicano y el nexo entre las diversas film commissions que operan en el país. Dialogamos con Karen Witt, coordinadora general de COMEFILM, sobre la actualidad del sector, los nuevos objetivos derivados de la más reciente reunión entre comisiones fílmicas del país y su participación en la Red de Comisiones Fílmicas de Latinoamérica.

Días atrás se celebró una reunión de comisiones fílmicas mexicanas en Sonora. ¿Qué conclusión se sacó sobre la actualidad del sector en México? ¿Qué debilidades y fortalezas se evidenciaron?

Durante tres días de trabajo -en los cuales se contó con la participación de las Comisiones Fílmicas de 11 entidades (Baja California, Baja California Sur, Chihuahua, Ciudad de México, Guanajuato, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Nuevo León, Veracruz y Sonora como anfitrión)-, se logró un importante diálogo, generado en diversos paneles, entre los representantes de la industria cinematográfica y televisiva nacional, las Comisiones Fílmicas de los estados fronterizos de Nuevo Mexico y Arizona y las autoridades de otras instancias federales involucradas con la industria cinematográfica.

La industria cinematográfica en México es muy fuerte y se ha incrementado la presencia de películas mexicanas en festivales internacionales, las cuales han ganado premios importantes. La producción de cine nacional crece cada vez más, es un sector consolidado, con muchos años de tradición fílmica. Además, es una industria que cuenta con personal profesional y altamente calificado, con equipo de punta, con grandes talentos en todos los niveles y preparada en los diversos ámbitos para recibir producciones de alto impacto.

¿Se implementó algún plan de trabajo?

Principalmente se generaron dos comisiones de trabajo, la primera tiene como objetivo revisar el tema de los incentivos ofrecidos a la industria cinematográfica; y, la segunda está concentrada en generar propuestas de leyes estatales para el fomento de la cinematografía local. Además, se fortaleció el acercamiento con otras instancias federales con la finalidad de generar nuevos mecanismos de promoción y lograr una mayor profesionalización del sector.

Desde el IMCINE hay un interés por dar mayor visibilidad a COMEFILM, ¿qué acciones se desarrollarán para ello?

El Instituto siempre ha reconocido en la COMEFILM a un espacio que da cumplimiento a los objetivos de asesorar a las producciones nacionales y extranjeras, promover al país como un destino fílmico y acompañar en la profesionalización del sector. Para ello, la participación de la Comisión en Festivales y Mercados nacionales e internacionales siempre ha sido relevante. Recientemente se promovieron los servicios que brinda la COMEFILM en el Festival de Cannes -Marché Du Film-, así como en otros festivales nacionales y extranjeros que se han llevado a cabo a lo largo del año.

"La industria mexicana está preparada en los diversos ámbitos para recibir producciones de alto impacto."

Concluyendo el año 2014 se destacó que regresaron a México las producciones de alto impacto, ¿qué balance se hace de este año en relación a las producciones que se han recibido?

2013, 2014 y 2015 han sido, siguiendo con el patrón de crecimiento de la producción cinematográfica en México, años importantes. Se ha trabajado fuertemente en la promoción del cine nacional; la generación de nuevos acuerdos de coproducción y convenios de colaboración con otros países; el lanzamiento de plataformas digitales como Filminlatino; y, la consolidación de una industria -ya de por sí fuerte y sólida-, entre muchas otras iniciativas que visibilizan al país como un importante destino fílmico, el cual cuenta con toda la infraestructura y mecanismos, como los Fondos de apoyo a la producción y coproducción, para realizar producciones de cualquier índole. Todo ello es el resultado del trabajo realizado durante los últimos tres años.

Puedes destacar algunos títulos que se rodaron el país?

“Spectre”; los largometrajes “Desierto”, de Jonás Cuarón; “Güeros”, de Alonso Ruiz Palacios; “Einsenstein en Guanajuato”, de Peter Greenaway; “On the Milky Road”, de Emir Kusturica; así como las series de televisión “Texas Rising”, “Queen of the South”, “Dios Inc.” y “Sense 8” de los Wachowski; entre muchas otras.

Hace muy poco también tuvo lugar la reunión de la Red de Comisiones Fílmicas de Latinoamérica. ¿Cómo ves el futuro de la Red, que trabaja desde hace años pero no parece poder despegar?

Considero que a lo largo de cinco años, la Red ha hecho un importante trabajo para consolidar un espacio que promueva al continente como un gran destino fílmico. En este último encuentro, se contó con la representación de 20 Comisiones Fílmicas Latinoamericanas. México participó con una delegación de cinco Comisiones Fílmicas locales encabezadas por la COMEFILM (Baja California, Jalisco, Nayarit, Sonora y la Ciudad de México). Uno de los logros más importantes de la reunión y que debe destacarse, es la ratificación del apoyo de la Confederación de Autoridades Cinematográficas de Iberoamérica (CACI) y del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales de Argentina (INCAA); así como la firma de un convenio de colaboración con la Federación Iberoamericana de Productores Cinematográficos y Audiovisuales (FIPCA). Además, de gran relevancia para los trabajos futuros de la Red ha sido la conformación de la Junta Directiva de la Red y la creación de tres comisiones de trabajo: Comunicación, Alianzas Estratégicas y Capacitación.

¿Qué rol tendrá COMEFILM en la Red?

México forma parte ahora de la Junta Directiva de la mano con Argentina, Colombia, Brasil y Chile.