Walkiria Barbosa, directora de RioMarket

Caminando a la par con el Festival do Rio, RioMarket se ha establecido en Brasil como el principal espacio de encuentro para realizadores, productores y otros profesionales ligados a la industria cine de dentro y de fuera del país.

Después de 15 años en los cuales ha tratado de ganar la confianza y despertar el interés de grandes nombres del mercado mundial, el evento busca convertirse en el centro de negocios en audiovisual de Latinoamérica, apostando, por ejemplo, a la coproducción entre los países de la región.

A continuación, la entrevista exclusiva a Walkiria Barbosa, directora ejecutiva de RioMarket y de la productora carioca Total Filmes.

¿Con qué objetivos fue creado RioMarket y qué caminos pretende tomar el evento?
RioMarket nació hace 15 años, junto con el Festival do Rio, para traer a Latinoamérica a los más importantes ejecutivos de la industria cinematográfica mundial y ofrecerles una mirada mucho más exclusiva sobre nuestro producto. Afuera, en los eventos internacionales, competimos directamente con otras cinematografías, mientras que cuando vienen a la región, lo hacen para ver el producto latinoamericano.

Río de Janeiro es una ciudad muy atractiva y, en un principio, eso ha sido un factor decisivo para atraer a esos profesionales. Hoy en día, la situación es distinta: ellos vienen realmente para hacer negocios.

En términos de futuro, lo que queremos para el evento es conseguir más recursos para atraer cada vez más a inversionistas y compradores que buscan proyectos brasileños y latinoamericanos en general. Por otro lado, el objetivo es hacer crecer la producción y la distribución de productos internacionales hechos en Brasil. Todas las industrias fuertes del mundo tienen productos realizados en inglés, aunque no sea el idioma del país.

¿Qué balance haces de esos 15 años de evento?
Sin duda, es muy positivo. Cada año, encuentro personas que han tenido acceso al mercado internacional a través de RioMarket y con él han abierto las puertas para el mundo. La nueva generación de cineastas brasileños se ha desarrollado en ese contexto.

¿Cuál es la relación de RioMarket con América Latina y qué planes tienen para involucrar el resto de la región en él?
El principal camino para la integración de América Latina en el cine es la coproducción. Es la gran oportunidad de expandir los mercados de las películas, y no sólo eso, sino que también se vuelve posible trabajar con profesionales de otros países. En el resto de la región, además, el costo de producción suele ser mucho más barato que en Brasil.

Nos estamos acercando a países como Argentina y México, con los cuales la idea es ampliar los acuerdos de coproducción. Es importante pensar en América Latina antes de Europa y Estados Unidos. En mi productora, Total Filmes, por ejemplo, buscamos películas para rodar en español.

¿Qué posición ocupa RioMarket en el competitivo escenario mundial de eventos de negocios relacionados al cine?
RioMarket es hoy una marca que genera confianza y que cuenta con Río de Janeiro como un atractivo adicional. Este año, por ejemplo, tenemos a más de 15 representantes de grandes empresas de Inglaterra haciendo negocios acá, así como a ejecutivos de América Latina y de varias otras partes del mundo. También nos preocupamos que haya una participación efectiva de los grandes estudios americanos en el evento. Además, nuestro enfoque no es sólo en los negocios, sino la formación y el reciclaje de profesionales, un aspecto importante de la formación de la industria al que apostamos hace mucho tiempo.

¿Qué actividades destacarías de la programación de este año?
Me parecen de enorme importancia el foro internacional de coproducción y la discusión sobre piratería -dos de los varios eventos que componen el programa de 2013. De otro lado, destaco el crecimiento del área de TV, que genera cada vez más interés en el país por cuenta de la nueva legislación, que obliga a los canales por cable a exhibir contenido nacional producido por empresas independientes.

"“Nos estamos acercando a países como Argentina y México con la idea de ampliar los acuerdos de coproducción”"