• El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

    "Mis demonios nunca juraron soledad" de Jorge Leyva Robles.

  • El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

    "Luciérnagas" de Bani Khoshnoudi.

  • El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

    "Sanguinetti" de Christian Díaz Pardo.

  • El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

    "1991" de Sergio Ramírez.

  • El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

    "Feral" de Andrés Kaiser.

El regreso del pasado: Cinco largometrajes reflexionan sobre el impacto de la historia en MICA Ficción 2018

Videos y material de archivo sobre un misterioso albergue para niños salvajes que funcionó hace algunas décadas, una hija que viaja de Chile a México para desenterrar un doloroso secreto familiar, un hombre que revive una y otra vez  acontecimientos trágicos de su vida, un joven iraní que llega a Veracruz con la esperanza de empezar de nuevo y unos amigos que en la Guatemala en guerra de 1991 deciden salir a “cazar” jóvenes de clase baja con rasgos indígenas.

Los cinco proyectos seleccionados en la categoría ficción de la tercera edición del Mercado, Industria, Cine y Audiovisual (MICA) buscarán en México, a través de historias con personajes que intentan reconciliar el hoy con el ayer, concretar acuerdos con distribuidores, agentes de ventas y festivales que impulsen el despegue de las películas. MICA es el lugar idóneo para hacerlo, ya que en apenas dos años de vida ha logrado convertirse en una importante ventana para el cine mexicano y regional. “En la edición 2016, MICA registró una asistencia de público de alrededor de 900 personas mientras que en 2017 registró un aproximado de 2000 participantes. A esta segunda edición se sumó el apoyo de la Berlinale y el European Film Market (EFM)” explica a LatAm cinema Jorge Sánchez,  director general de IMCINE, y también cuenta que el proceso de selección para los proyectos participantes fue hecho a través de una convocatoria abierta a toda la región a través de MICA Meetings donde fueron seleccionados proyectos de Argentina, Chile, Guatemala, entre otros, además de los mexicanos. “Estamos convencidos de que es una selección interesante que refleja las temáticas que están en el pulso de la sociedad y que generarán interés tanto de posibles coproductores como de agentes de ventas nacionales e internacionales. Ellos participarán en reuniones uno a uno y tendrán la oportunidad de ver la selección de películas Work in Progress que fueron seleccionadas por María Novaro, como curadora de esta sección” concluye Sánchez.

Los cinco proyectos de MICA Ficción ya tienen un camino recorrido. Por ejemplo, “Feral” de Andrés Kaiser ha participado en el Bolivia Lab, el Foro de Coproducción de Guadalajara, Cinergia Lab de Costa Rica, Nuevas Miradas de Cuba y Tribeca Film Market. También ha estado en varios WIP: Impulso Morelia en FICM,  Blood Window de Ventana Sur y el Visions Programme de la Berlinale. “Mis demonios nunca juraron soledad” de Jorge Leyva Robles estuvo en el Talents Guadalajara de 2014 y en el encuentro de producción del mismo festival en 2015. En 2017 volvió a Guadalajara para Guadalajara Construye 11 y fue invitado a participar en el Marché du Films del Festival de Cannes 2017. “Luciérnagas” de Bani Khoshnoudi participó del BR Lab, Paris Coproduction Village, Cinema en construcción de Toulouse, y ganó el premio para la distribución en Francia Visions Berlin, programado por el IMCINE.

LatAm cinema invita a compartir las primeras imágenes de los proyectos seleccionados.

"Estamos convencidos de que es una selección interesante que refleja las temáticas que están en el pulso de la sociedad y que generarán interés tanto de posibles coproductores como de agentes de ventas nacionales e internacionales."

“Feral” (México)

Dirección y guion: Andrés Kaiser. Producción: Nicole Maynard Pinto.  Producción: Empresa productora: Cine Feral. Elenco: Héctor Yllanes, Fardi Escalante, Miriam Rodríguez, Erik Galicia, José Luis González, Sabel Sánchez, Adriana Burgos, John Mraz, Hildeberto Maya, José Concepción Macías y Emmoé de la Parra.

En las profundidades de la Sierra Oaxaqueña yacen los restos de lo que fue un albergue para niños salvajes. En 1986 Juan Felipe de Jesús, un sacerdote psicoanalista, documentó en decenas de cintas de video el áspero proceso para reincorporarlos a la sociedad, proceso que se vio interrumpido por un trágico incendio que marcó el destino de Juan Felipe y los niños ferales, y sobre el que el pueblo más cercano aún guarda un misterioso silencio.

“Feral tiene por cometido rebasar la línea entre la realidad y la ficción al utilizar el lenguaje documental para contar una historia que mezcle ambos géneros. Basado en un hecho histórico real (los niños ferales), el “documental” lanza por un lado una pregunta de alcances filosóficos: ¿qué significa ser humano?, y por otro, provoca al espectador con la intención de que se cuestione si lo que está mirando es real”. Andrés Kaiser.

“Sanguinetti” (México, Chile)

Dirección: Christian Díaz Pardo. Guion: Christian Díaz Pardo, León Felipe González. Producción: Susana Carreras, Christian Díaz Pardo. Empresa productora: AWKACINE.

Mario Sanguinetti, un hombre mayor radicado en la Ciudad de México, recibe después de muchos años la  visita inesperada de su hija Natalia, una periodista chilena que ha estado investigando casos de derechos humanos de la dictadura Natalia descubre una conexión entre su pasado, su padre y México.

“”Sanguinetti” es una pelicula que busca una estética sencilla, tanto en la plástica de sus encuadres y diseño de producción como en las actuaciones, en un tono real y naturalista, sin exageraciones melodramáticas y  enfocándose en la fuerza de los hechos y de la psicología de sus personajes. El padre es un personaje cuyo conflicto primordial reside en la incapacidad de asumir responsabilidad o culpa por sus actos pasados. Su discurso  reclama inocencia y patriotismo, pero internamente se sabe condenado por una sociedad que, con la distancia que otorga el tiempo, no reconoce sutilezas ni complejidades que lo puedan salvar o defender. La hija representa el deseo colectivo de justicia, pero también un sentimiento de culpa inherente, pues la verdad que tan ansiosamente busca ahora tiene un antecedente de indiferencia y comodidad”. Christian Díaz Pardo.

“Mis demonios nunca juraron soledad” (México)

Dirección y guion: Jorge Leyva Robles. Producción: Lilia Velazco. Compañía productora: La Tuerca Films. Elenco: Manuel Uriza, Paulette Hernández, Javier Godino, Noé Hernández, Sergio Galindo, Osvaldo Sánchez.

Silent busca oro junto a su mujer Deina. Una extraña presencia los acecha en la montaña. Deina piensa que es un demonio. Con el fin de investigar la desaparición de la familia de Heiner, éste sube a la montaña en compañía de Cabo y Ba´am. Esa noche, un hombre con una capucha merodea la cabaña de Silent, quien decide ir tras él y capturarlo. Silent comienza una aventura que lo lleva a descubrir el terrible secreto que guarda la montaña.

“En “Mis Demonios Nunca Juraron Soledad” la estructura narrativa es cíclica. La película relata hechos del pasado y del presente simultáneamente, de manera que el protagonista, condenado por un poder sobrenatural, revive los momentos trágicos de su vida. ¿La mente de Silent David está enferma? ¿es un psicópata atormentado por la culpa o en realidad es un hecho sobrenatural? Como director, me rehúso a contestar estas preguntas. Cuando vi por primera vez “The Twilight Zone” de 1959 o “El Ángel Exterminador” de Buñuel, era justamente la falta de respuestas lo que no me dejaba dormir fantaseando sobre las posibilidades. Es el relato en sí mismo y la manera de contarlo lo que lleva al espectador a esta serie de contradicciones internas tan agradables, y explicarle un hecho fantástico lo insulta acotando su imaginación”.  Jorge Leyva Robles.

“Luciérnagas” (México, EEUU, Grecia, Rep. Dominicana, Francia)

Dirección: Bani Khoshnoudi. Guion: Bani Khoshnoudi e Israel Cárdenas. Producción ejecutiva: Elsa Reyes. Empresas productoras: Foprocine, Zensky Cine, Pensée Sauvage, Haos Film, Aurora Dominicana, Kinoelektron. Elenco: Arash MArandi, Leti Edwards Gurrola, Guillermo Luis Alberti, Cuyo Uriel Ledezma, Jorge Eligio Meléndez, Rosi Ishbel Mata, Ernesto Eduardo Mendizábal.

Luego de escapar de la persecución en su país, Ramin, un joven homosexual iraní, vive en el limbo del exilio. Cuando subió al barco mercante que tomó en Turquía durante su huida, nunca esperó desembarcar en Veracruz, en donde se encuentra apartado de todo lo que representaba su mundo. Forzado a permanecer en este puerto tropical comienza a darse cuenta que no tiene otra opción que abandonar su pasado. Su nostalgia y su melancolía se ven confrontadas con sus nuevas amistades y amores que poco a poco le dejan redescubrir sus propios deseos.

“”Luciérnagas” está inspirada en una historia verdadera que leí en una revista cuando recién vine a vivir a México. Decidí escribir esta historia, pensando en los diferentes momentos de migración y exilio que han marcado a México y a Veracruz en particular, y queriendo hablar del contexto de mi propio país de origen, Irán, de donde miles de jóvenes se han exiliado otra vez después de las elecciones del 2009. Es también la historia de miles de migrantes y exiliados en el mundo, los que logran llegar a otro lugar pero que se encuentran frente a un contexto nuevo, a veces radicalmente diferente de lo que han conocido. Estos son las “luciérnagas” de la historia, las que brillan individualmente en una oscuridad profunda, pero que logran comunicarse entre ellas”. Bani Khoshnoudi.

1991 (México, Guatemala) 

Dirección: Sergio Ramírez. Guión: Sergio Ramírez, Jayro Bustamante y César Díaz. Producción: Jayro Bustamante y Joaquín Ruano. Compañía productora: La casa de Producción. Elenco: Eduardo Cabrera, Brandon López, Juan José Barrios, Daniela Castillo, Maya Núñez.

En 1991 Guatemala está en guerra, pero esto no le importa a Daniel y sus amigos. Ellos solo quieren divertirse. Viajan con bates de béisbol pero su objetivo no es un juego, es una cacería. Recorren la ciudad buscando jóvenes de clase baja y rasgos indígenas a quienes denominaron “breaks”. No saben por qué lo hacen, solo saben que son anti-breaks.