Buena cosecha latinoamericana en el 60º Festival de San Sebastián

Festivales - España

El 60° Festival Internacional de Cine de San Sebastián consagró a producciones de Argentina, Brasil, Chile, México, Paraguay y Perú en su palmarés final, donde destaca el premio Kutxa-Nuevos directores para la chilena “Carne de perro”, de Fernando Guzzoni.

Producida por la chilena Ceneca Producciones, en asociación con la francesa JBA Production y la alemana Hanfgarn & Ufer Filmproduktion, este drama centrado en la vida de un ex torturador es el primer largo de ficción de Guzzoni, que en 2008 debutó con el documental “La Colorina”. La cinta se llevó el premio a la Mejor película en la sección Nuevos directores, dotado con 90.000 euros (110.000 dólares aproximadamente) para el director y el distribuidor español de la película.

“Estoy muy contento con el premio, empezar la historia de la película en un festival tan importante como este y ganar es muy impresionante; es uno de los más grandes del circuito de festivales y permitirá a la película posicionarse en nuevos circuitos y además tendrá una buena distribución en España”, precisó Guzzoni.

En la misma sección se otorgó una mención especial a la peruana “El limpiador”, de Adrián Saba.

El apartado Horizontes Latinos tuvo como vencedora a la argentina “El último Elvis”, de Armando Bo, con menciones especiales para la brasileña “Era uma vez eu, Verónica”, de Marcelo Gomes, y la mexicana “Después de Lucía”, de Michel Franco.

En la sección oficial a concurso se otorgó el premio de mejor actor al español José Sacristán por “El muerto y ser feliz”, una coproducción hispano-argentina rodada en el país sudamericano, que también fue premiada por FIPRESCI.

Por su parte, la argentina “Días de pesca”, de Carlos Sorín, logró el Premio Signis; la paraguaya “7 cajas”, de Juan Carlos Maneglia y Tana Schémbori, fue reconocida con el Premio Euskaltel de la Juventud, y la chilena “Joven y alocada”, de Marialy Rivas, obtuvo el Premio Sebastiane.